miércoles, 7 de octubre de 2015

#15

Yo tengo el poder de elección. La vida se basa en elecciones. Yo elijo ser delgada. Yo elijo no comer.

Ayer a la noche tuve el peor atracón que pude haber tenido en la historia. Fue asqueroso y horrible. Por suerte hoy voy a ir tres horas al gimnasio y voy a tratar de quemarlo todo. 
Ayer estaba muy alterada porque conocí a una chica que mide 1,73 y pesa 42 kg, sin ser anoréxica y bulímica. Y lo peor, es que a ella no le gusta su cuerpo y quiere engordar. Me molesta muchísimo la clase de gente así, porque, ¡Podes comer todo lo que quieras en todo el mundo y no engordar, y lo desaprovechas! Porque créanme que esa chica se la pasa comiendo y no engorda. Y yo no puedo sentir más que envidia - y no de la sana-. 
Se acerca el verano cada vez más en Argentina y yo sigo gorda. Mido 1,69 y peso 54,4 kg, antes era mi peso más que soñado, y ahora me veo gorda pesando eso. Y tengo miedo. Tengo miedo de que mi cuerpo no sea capaz de poder adelgazar más, que sólo llegue hasta ahí; y no quiero morir gorda.



1 comentario:

  1. Llevo semanas intentando dejar la gaseosa y no doy una. La dejo tres dias, la tomo 5 digo "un vaso nada más" y en seguida vuelvo. ¿Como hiciste para dejarla por completo?

    Si puedes dejarme un comentario con eso en mi blog te lo agradeceria, un beso!

    ResponderEliminar